La pareja y la infertilidad

Siempre he tenido una visión muy romántica de como tiene que ser la búsqueda de un bebé de cualquier pareja, y obviamente no pasa por coitos programados, inseminaciones artificiales, punciones de óvulos, transferencias de embriones, un sinfín de banderillas etc… no obstante, la vida nos ha llevado a esta situación a mi pareja y a mi, y aunque obviamente no sirve de nada lamentarse, de vez en cuando te invaden cuestiones como ¿ y porqué a mi?, ¿qué he hecho yo para merecer esto? y cosas así, casi como si existiera una justicia divina que sentencia a favor o en contra de tus sueños en función de tus acciones del pasado.

Los tratamientos de infertilidad son muy duros a nivel físico y psicológico, y son una prueba de fuego para cualquier pareja. En mi caso cada uno vive esta situación de una forma muy distinta, mi pareja intenta asumir un rol más protector, puesto que al final ellos desean igual que tú tener un hijo, pero al final su máxima preocupación es tu bienestar. En los momentos más difíciles, como los abortos o las betas negativas, llegas a pensar que adoptan una postura despreocupada, pero nada más lejos de la realidad, ellos también sufren, quizás los sentimientos son distintos, puesto que al final no viven tan en primera persona como nosotras esa situación, no tienen que medicarse etc. Creo que es muy importante respetar como cada uno se enfrenta a la infertilidad, diferentes comportamientos son igual de correctos. Es cierto que esto me ha costado mucho tiempo entenderlo, recuerdo que cuando tuvimos el primer aborto yo no dormí en toda la noche, y en cambio recuerdo sus ronquidos, pero sé que él también lo pasó mal, puesto que uno de sus sueños, el de ser padre se había desvanecido.

Sé que el proyecto de ser padres, es uno más de todos los proyectos que una pareja puede tener a lo largo de su vida, y con esto me refiero que ésta probablemente no va a ser la única piedra que nos encontremos en el camino, por lo tanto es muy importante apoyarse en el otro, la comunicación, el entendimiento, para lograr juntos que nuestro proyecto vital llegue a buen término.Siempre he dicho que tengo mucha suerte, porqué tengo a mi lado una persona maravillosa que me cuida, y que hace que todo esto sea un poco más fácil, en todos los momentos duros que hemos vivido siempre me ha tendido una mano, y me ha ayudado a luchar con fuerzas, incluso en aquellos momentos en los que creías que debías desertar. Aunque es cierto que han existido momentos difíciles, puedo afirmar que todo esto nos ha unido más, y valoro más si cabe, a la persona que tengo a mi lado.

“Cuantos besos me perdí por no saber decir, te necesito. (Joaquín Sabina)”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s